Experiencias vitales. Relación con Dios

Muchas veces me encuentro con personas a las que me gustaría decirles algo que les ayudara en su vida: “no estás sola”, “sigue buscando, y se abrirá una puerta”, “eres más valioso que todo lo que piensas y que todos esos éxitos que tanto trabajo te cuestan”, “tus dudas se evaporarían si pudieras ver”, “nada de lo que temes puede matarte”, “la muerte ha sido vencida”, “vuelve a tu interior”

Y me he dado cuenta de que todas esas cosas que me gustaría transmitir a las personas para que las llevaran consigo son las cosas que Dios, dentro de nosotros y a través de la vida, nos dice a cada paso para abrirnos caminos. Dios está siempre con nosotros, pero nosotros muchas veces no estamos con él. Creemos que estamos solos, tenemos ideas equivocadas sobre la vida, sobre los demás, sobre nosotros y sobre Dios, y vivimos desde esas ideas equivocadas.

Qué otra sería la vida si pudiéramos vivir en relación con Dios, con este Dios que nos ama más que lo que todas las palabras pueden decir.

Por eso, me gustaría que este documento que habla de una experiencia tan vital, tan humana y tan que desborda lo humano como es hablar con Dios te sirviera para quitar estorbos a la hora de vivir en relación con Él. Esa relación que a menudo llamamos oración, y que es como un fuego que llega a irradiar en todos los ámbitos de la vida, tu mirada sobre la realidad, sobre los demás, sobre el mundo y sobre Dios. Todo.

Si te interesa -¡espero que sí!-, puedes descargarte el documento pinchando en este enlace.

Después de leerlo, os podéis quedar a solas, Dios y tú.

 

Imagen: Louis Hansel, Unsplash

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

¿Te apuntas?

Empieza a leer la Biblia, por tu cuenta o en grupo, con las claves que te damos en este documento gratuito para hacer lectura objetiva